cumbreUna expedición al Himalaya, con el objetivo de alcanzar una montaña sobre los ocho mil metros de altitud, sitúa a los expedicionarios en un entorno hostil; temperaturas inferiores a -40ºC, tormentas con vientos incluso superiores a los 150 km/hr, riesgo de avalanchas, falta de oxígeno y trastornos propios derivados de la altura, son algunos de los obstáculos que deberán sortearse para tener éxito.

Lo anterior deja de manifiesto lo riguroso que debe ser la preparación física y sicológica del equipo, junto con tener las herramientas necesarias desde el punto de vista técnico, que les permitan enfrentar estos obstáculos con la mayor probabilidad de éxito posible.

El camino a la cumbre del Annapurna no comienza una vez en Nepal, sino, desde mucho antes. La preparación física que necesitamos desarrollar, los entrenamientos a cerros con alta dificultad técnica, la alimentación, el equipo técnico necesario, entre otros aspectos, constituyen sin lugar a dudas la previa del cerro.

CumbreNanga Parbat.jpgEste proyecto como empresa deportiva de alto rendimiento, necesita de la ayuda y colaboración de la empresa privada para poder concretar el anhelo de situar a Chile como líder Sudamericano en la conquista de montañas de más de ocho mil metros. Meses de esfuerzo por parte de los integrantes del equipo expedicionario serían en vano sin el apoyo de terceros que contribuyan con financiamiento económico a esta expedición. Creemos firmemente que el proyecto que presentamos representa una atractiva oportunidad de inversión para las empresas que decidan participar del desafío Annapurna 2010.